La Máquina a Tiempo

abril 27, 2010

Un Mundo de Fantasía

Filed under: Ciencia Ficción,Cine — halsivon @ 9:19 pm

En la pantalla, la nieve era el complemento  perfecto de los uniformes albos de las niñas, las cuales corrían alegremente por este paisaje  gris, circunscripto e infinito. Innocence es un filme de la directora Lucile Hadzihalilovic, basado en el libro “The Corporeal Education of Girls”, del escritor Frank Wedekind. Narra las sucesivas historias-etapas de la niñez femenina, en un curioso, misterioso y hasta enajenate internado que se nos antoja ubicado en Europa,m para niñas, prepubescentes y apreadolescentes. Cada etapa en el crecimiento de las infantes es marcada por la historia particular de cada chiquilla, así como de los listones que llevan en el cabello y que marcan su progreso. El argumento contiene ciertas remimiscencias y cierto erotismo pródigo que podrían condenar el filme como pederasta. Pero la directora es brillante y desenmascara sus intenciones con una propuesta visual fría, pausada y sútil. El filme es para pederastas tanto como si, como si no; pues en primer lugar no hay que ser uno para ver o tolerar el filme, y segundo, por la intención: no se es pederasta o pedófilo sólo por ver a una alegres muchachitas corriendo semidesnudas o con interesantes rutinas de coreografía de ballet que es mostrada a un público oscuro a menos de que esa sea el propósito de quién lo ve. Se engaña quien ve en este filme el enaltecimiento de tal perversión; el filme es un digno producto de la ciencia ficción: estamos presenciando una aldea utópica en donde las niñas son cuidadosamente educadas en biología, danza y maneras femeninas con un propósito ulterior que sólo se adivina al final del filme. Las niñas son cultivadas, acariciadas con el manto de la femeneidad sin que estas reparen en el propósito de dichas esneñanzas, pero que sólo adivinan cuando llegan a la adolescencia. La diferencia clara para con mi anterior post sobre Strawberry panic, reside en que las niñas están siendo entrenadas para ser buenas madres y esposas. Incluso hay una (Bianca) que llega a experimentar el amor heterosexual, sin saber cómo ni hacia quién. Las etapas de las niñas, desde su nacimiento hasta su muerte son de vital inportancia para la narración, y los sucesivos cambios que experimentan en muy pocos años del tiempo. El deseo de libertad sólo es conjeturado a tarvés Iris, quien escapa del internado y de la cual nunca más se vuelve a saber. Por lo demás, la “libertad” es ampliamente censurada por la directora del filme, a través del universo altamente controlado y taciturno del internado. El ambiente exclusivo y selecto en el que las alumnas viven y conviven se hace patente en el hecho de que son muy pocas las que consiguen su “graduación” final, con la entrega simbólica de los listones a las niñas que les suceden. La directora realiza unos conmovedores, pero breves apartes de metáfora visual: el reloj que señala la puerta hacia el mundo exterior, el cajón (a manera de féretro)  en el que las niñas llegan al mundo de Innocense procedentes de ninguna parte. La danza de las hadas , curiosamente sexual, inequivocamente efectuada como preparación física para el coito (es asombroso que la educación en danza que reciben las niñas enaltezca el fortalecimiento de la pelvis y las caderas, y esto se hace patente a través del espectáculo de las hadas); el mismo público y el paraninfo que asemejan una sala de cine modesta en la que los pervertidos espectadores que disfrutan de tal espectáculo. La sociedad es utópica y jamás contada , pero demostrada a través de la educación de las niñas. Queda de manifiesto el desarrollo de la utopía en cuanto estas, a través de un tren subterráneo y secreto , símbolo de las inquietudes adolsceentes y de la ignoranacia acerca del porvenir, depara hacia el mundo exterior: un mundo soleado, cálido , hedónistico y lujurioso, las niñas han sido preparadas para esto y en su subconciente albergan la esperanza de conquistar al macho de la especie, quién está dispuesto, esperando en un curioso ritual de cortejo que termina con la inocencia y con el filme.

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: